ANSIEDAD Y ESTRÉS

La ansiedad puede considerarse el mal psicológico de nuestro tiempo. En general, se trata de un desbordamiento del miedo que nos impide desarrollar una vida más plena y que presenta multitud de manifestaciones diferentes: miedo a que algo malo inesperado suceda – ansiedad generalizada – y los consiguientes intentos de control – trastornos obsesivos -, miedo a determinados eventos, personas o animales – fobias -, miedo a enloquecer o morir provocado por los propios signos físicos de la ansiedad – ataques de pánico -, acompañados por síntomas intensos de activación corporal – ataques de ansiedad – … El ritmo acelerado de la vida contemporánea, la multitud de exigencias que asumimos, un aprendizaje emocional deficiente o un pobre concepto sobre nuestros recursos propios para superar estas situaciones contribuyen a mantener este tipo de problemas.

El estrés, por su parte, es “primo hermano” de la anterior. Es un estado de activación corporal y alerta continua derivado de la presión y la exigencia por cumplir con innumerables retos vitales o afrontar situaciones que requieran actuaciones por nuestra parte. Con el agravante de que si se vuelve crónico nos afectará fisiológicamente – somatizaciones diversas – y podemos llegar a enfermar.

Nuestra terapia para la ansiedad

Dado que son problemas que implican una elevada activación física, y experimentar estos síntomas alimenta el miedo aún más, en Hylé abordamos la ansiedad en un proceso de “dos velocidades”:

  • la inmediatez que supone afrontar los síntomas fisiológicos. Trabajamos técnicas de relajación para responder a su aparición. Desde ahí rompemos la espiral de evitación de las reacciones corporales al miedo. Volver a colocarlo en su lugar. Aceptarlo sin huir de él. El miedo es una emoción que llevamos incorporada por defecto, se trata de perderle el miedo al miedo.

  • un trabajo en terapia con el análisis del caso concreto de cada persona. Lo que permite comprender los mecanismos que sostienen la respuesta ansiosa, analizar los pensamientos angustiosos que se activan y poder sustituirlos para afrontar las fuentes de ansiedad o estrés con éxito.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mismas y de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies